Acabo siendo infiel con el hermano de mi marido en su casa

Desde que nos conocimos por primera vez, siempre he notado un feeling especial entre el hermano de mi marido y yo. Cada vez que cenamos en familia, noto como me mira y por eso, hoy he ido a su casa para hacerle una visita especial. Me espera en la cama y como no, me pongo a cuatro patas para él, dejándole que me coma el culo, antes de disfrutar de su polla por el coño y correrme con semejante follada.