Agarra la polla de su nieto y le pajea hasta recibir una gran lefada

Iba a salir con una chica, pero la abuela de este chaval le aconsejó que saliese de casa pajeado, para ir más tranquilo. El chaval no esperaba ese consejo ni mucho menos, que la vieja fuese a hacer lo que hizo. Y es que sin que se lo esperase, la señora agarra su rabo y empieza a hacerle unas buenas pajas en la cocina, hasta que el finalmente el jovencito no puede más y eyacula en la cara de su abuelita.