Nada como sexo lésbico con mi prima para empezar el día

Después de salir de fiesta con mi prima, volvimos a casa sin ligar con nadie, por lo que acabamos algo frustradas. Aun así, nos resarcimos a la mañana siguiente, tras despertar juntas con ganas de sexo lésbico. Poco a poco nos fuimos metiendo mano y llegó un punto en el que ya no pudimos más, así que nos quitamos la ropa y nos lanzamos a por nuestros coños. Fue una gozada y los orgasmos que sentí al notar su lengua en mi clítoris me dejaron temblando de gusto.


        
        

Videos XXX Relacionados

Ver más videos