Hoy se jubila mi abuela y lo celebramos con un buen polvo

Después de muchos años trabajando, al fin se jubila mi abuela y la señora quiere celebrarlo por todo lo alto. Decidí darle una sorpresa y aparecí por su casa para sacarla a cenar, pero se ve que la señora andaba con ganas de algo mucho mejor. De hecho, la noté más cariñosa de lo normal y pronto entendí porque, así que ni corto ni perezoso me bajé los pantalones y le regalé una buena follada para celebrar que se jubilaba.