Kimmy Granger se corre con los pollazos de su hermanastro

Parece que el hermanastro de Kimmy Granger se levantó con un empalme considerable y sin dudarlo, fue a verla a su cuarto para mostrarle el pedazo de rabo que tiene entre las piernas. La chica se quedó asombrada y aunque ahora son familia, no pudo resistirse y le pidió que se la metiese. Así que a cuatro patas y sin que nadie les molestase, los dos se pasaron la mañana follando como animales y la rubia logró correrse varias veces gracias a la intensidad que le puso al polvo.