Veo la polla enorme de mi padrastro y la pruebo sin dudarlo

Parece que mi padrastro y mi madre echaron un buen polvo, porque de repente me lo encontré en bata y luciendo su polla enorme ante mis narices. Él no se había dado cuenta de que estaba enseñándolo todo y al poco rato, se fue a echar la siesta. Fui tras él y aunque mi madre estaba justo a su lado durmiendo, no dudé en zamparme su rabo y en dejarle metérmela durante toda la tarde en un polvazo brutal en la cama.